Manifiesto de octubre de 2009

Desde la Asociación de Mujeres Los Pinares y en nombre de la Plataforma Cordobesa Contra la Violencia a las Mujeres, a la que ésta pertenece, en este día dice:

Tuve un sueño. Un sueño dulce, bueno. Un sueño del que no quería despertar, donde las personas, sin tener en cuenta su sexo, edad, ideología, color, nacionalidad, religión… eran iguales. Iguales aún con sus diferencias: altas, bajas; con pelo, sin él; con músculos desarrollados o sin ellos; guapas o menos guapas; pero iguales en lo profundo, en lo que interesa, en lo básico, en lo que te hace persona. Donde la PALABRA y el RESPETO eran lo primordial para resolver las diferencias.

Y desperté…desperté con la trágica noticia: Otra mujer cordobesa había sido asesinada, Carmen de 61 años, vecina de Villarrubia.

La sonrisa que tenía en mi cara desapareció desde el mismo instante en que tuve conciencia de que todo había sido un sueño. Reflexioné sobre lo vivido en él y me di cuenta de la importancia de las palabras.

“EL DON DE LA PALABRA”. Tiene el poder de hacer reír, llorar, emocionar; con la palabra te haces entender, explicas tus deseos, tus inquietudes, tus desengaños, amores, ilusiones…

El dicho “HABLANDO SE ENTIENDE LA GENTE”, es perfecto. Pero hay muchas personas que sin ser sordas, ni cortas de entendederas, ni oyen ni entienden. Porque para estas personas la palabra no tiene valor, y, para hacerse entender utilizan otros medios. La comunicación se hace de diferentes maneras o formas. La no verbal: esa mirada que habla por sí sola, que te dice que te odia, o ¡ya verás lo que te espera!, que infunde miedo, mejor dicho terror, que te hace achicar y encoger. Esa mano en alto que te dice ¡calla!; o puesta del revés ¡te puedo pegar, puedo destruirte! Ese puño cerrado en alto, ¡te doy en la cara o donde te pille! …Se puede hacer mucho daño, mucho, incluso sin utilizar las palabras, los gestos hablan por sí solos.

Esto también es violencia. Y poco a poco te hace creer que eres inferior, que tus ideas no son nada acertadas, que no sirves para nada. Te quita lo más importante, la estima por ti misma. Y de verdad que lo ves así.

Hasta que llega un momento en que algunas mujeres se dan cuenta, o tienen ayuda desde el exterior, desde su familia, amigos y amigas, que le dicen: ¡Tú vales mucho. Él es el que no tiene principio alguno! ¡Puedes ser tú. Denúncialo, aquí estamos para ayudarte!

Pero hay otras muchas mujeres que ni son capaces de reconocer que son víctimas de violencia psicológica, porque de la violencia física sí que entienden y no son capaces de salir de sus casas. Siempre creen que la situación va a cambiar, que ha sido en un momento de ira, porque estaba borracho, porque tenía cualquier clase de problemas, y, a su marido, novio o compañero, le ha pillado en un mal momento y solo se ha desahogado.

¡HASTA DÓNDE LLEGA LA FALTA DE AUTOESTIMA!

¡Mujer, tú no eres un saco de boxeo donde se dan golpes para liberar tensiones, ni un cojín donde se pega un puñetazo en un momento de genio! ¡NO BUSQUES EXCUSAS PARA ÉL!

Sé tú, date valor, porque seguro que eres una magnífica economista, enfermera, cocinera, leedora de cuentos, abogada, dentista….y aunque no tengas estas cualidades, que solo son a modo de ejemplo, ante todo ERES PERSONA.

NO SOPORTES MÁS QUE TE RIDICULARICE DELANTE DE OTROS, QUE TE PONGA UNA MANO ENCIMA Y NO PERDONES SU PRIMERA VEZ, PORQUE HABRÁ OTRAS MUCHAS.

DENUNCIA, DENUNCIA, ES EL PRIMER PASO Y NO PIENSES QUÉ VA A PASAR CON TUS HIJOS E HIJAS, PORQUE NO ES BUEN EJEMPLO QUE SE CRÍEN EN UN AMBIENTE DE VOCES, AMENAZAS, SANGRE, IDAS Y VENIDAS. PIÉNSALO FRÍAMENTE Y DECIDE QUÉ ES MEJOR PARA TI Y LOS TUYOS.

¿Por qué tanta agresividad? La agresividad constituye una plaga de nuestros días contra la que, hoy por hoy, nadie está vacunado. Los comportamientos agresivos se han instalado en la sociedad, y no solo disminuyen, sino que se propagan.

La realidad que tenemos dista mucho de la  utopía de una sociedad de iguales a la que aspiramos, pero se trabaja… y mucho para conseguirla.

La Plataforma Cordobesa Contra la Violencia a las Mujeres, en estos momentos está trabajando a pleno rendimiento, en  algo muy importante para nosotras: CONCIENCIAR A LA CIUDADANÍA Y APOYAR  MORALMENTE  A LAS VICTIMAS.

Las concentraciones, como la que vamos a realizar esta tarde, los Plenos Extraordinarios condenando la violencia de Género y todas las demás actividades, no son sólo gestos: recordamos a las víctimas, nos solidarizamos con las familias, y repulsamos a los agresores y asesinos. Con ello hacemos ver que estos actos no pueden quedar impunes, concienciamos a la sociedad  para que rechace cualquier tipo de vejación, insulto, agresión o asesinato a las mujeres.

Hoy especialmente queremos hacer incapié en la necesidad de dar un paso más y comprometernos con las víctimas. Estas  deben sentir el apoyo del vecindario, de sus amistades, de su familia. Debemos mostrárselo. Muchas veces no conocemos la situación pero otras muchas hacemos oídos sordos. No queremos implicarnos.

En el caso que estamos lamentando hoy, como en otros muchos, Carmen no habia denunciado, pero ¿Nadie de su entorno sospechaba nada? ¿No será que tenemos normalizado que lo que pasa de puertas para adentro no es asunto nuestro?.

Las víctimas necesitan mucho apoyo. Ellas no están capacitadas, en la mayoría de los casos para darse cuenta de su situación y del peligro que corren. Por eso es tan importante la ayuda del entorno. Si miramos para otro lado nos hacemos cómplices del agresor, del asesino.

Desde aquí, nuestro recuerdo para esas 5 mujeres más a las que también  les han arrebatado la vida desde le último Pleno.

Desgraciadamente esto no acaba. Da igual la edad de las víctimas, nacionalidad, el estatus social, si son solteras, casadas o separadas. El único factor común de todas ellas es que son víctimas de unos asesinos, que por el mero hecho de ser hombres, se creen en el derecho de ser sus dueños. No quieren reconocer que somos LIBRES, AUTÓNOMAS E INDEPENDIENTES, que decidimos por nosotras. Y estas decisiones deben ser respetadas.

Por ello esta Plataforma seguirá trabajando desde la base del RESPETO, LA EDUCACIÓN, LA IGUALDAD Y LA CONCIENCIACIÓN. Con las ideas claras. En este sentido no podemos dejar de expresar el asombro que nos han producido las declaraciones hechas hace unas semanas a los medios de comunicación,  de la representante del  partido popular en nuestra Plataforma, Ana Tamayo, afirmando que la interrupción voluntaria del embarazo es una forma más de violencia de género. Ese tipo de afirmaciones, viniendo de una persona a la que se le presupone una formación en género,  confunden a la ciudadanía, y desde luego en nada favorecen la lucha de esta Plataforma.

NI UNA MUERTE MÁS, NI UNA AGRESIÓN MÁS.

Plataforma Cordobesa Contra la violencia a las Mujeres